Blog de Antonia Durán Ayago
Miscelánea
 
6
Archivo | 22 junio 2016

Comenzamos de nuevo

Esto de que termine un año y comience otro sin solución de continuidad estresa bastante. Pareciera como si nos viéramos obligados de golpe a iniciar el año con nuevos proyectos, con nuevos retos, con nuevas ideas, cuando todo lo que deseábamos para el año anterior aún estaba en vías de realización. Sea como fuere, doy la bienvenida al 2012 y espero que sea un año bueno para todos; más cabal que el que acabamos de abandonar y más optimista también, que falta nos hace.

Pero es verdad que se torna complicado comenzar el año con optimismo si se lee la prensa y se está atento a cuanto sucede a nuestro alrededor.  Y es que si la prima de riesgo no aparece ya hasta en la sopa, como sucedía el año pasado, ahora, de golpe y porrazo nos encontramos con que los casos de corrupción nos alejan un poquito más de la reconciliación con el ser humano. No citaré nombres, pero todos sabemos cuánto pesa la corrupción en nuestro país, y cuánto caradura hay suelto por España o por el resto del mundo. Asistir a estos casos y al tiempo comprobar cómo los nuevos gobernantes, que han olvidado en un par de días todo lo que se esforzaron en prometer en campaña, apretando un poco más el bolsillo de los que todavía tenemos la suerte de estar trabajando, hace muy difícil ser optimista.
Pero con todo, porque es mejor así, porque no nos queda otra, y porque no hay otro remedio que ese, confíemos en que el sentido común, la honradez, el buen hacer, el trabajo limpio, el respeto, la esperanza, la honestidad, la congruencia, la verdad…, sean valores que nos acompañen a lo largo de este año y para lograrlo, que cada uno aporte su granito de arena.

Comentarios { 0 }
Política de privacidad