Blog de Antonia Durán Ayago
Miscelánea
 
6
Archivo | General Semillas RSS para esta sección

La obediencia a ti debida

Será porque desde hace años elegí como objeto de estudio una disciplina, el Derecho internacional privado, que requiere dotarse de grandes dosis de empatía, y de capacidad de diálogo, y de intentar entender al otro para lograr una justicia construida desde el entendimiento de diferentes, que al estado de descontrol en que vivimos prefiero enfrentarme desde el análisis (militante), antes que desde la sumisión y la pleitesía. Soy consciente de que predico en el desierto, pero no me importa. Quiero pensar que todavía la libertad de pensamiento cotiza al alza, aunque no menudee.

Es cierto que ya noto cómo se acumula el cansancio por ver por todos lados debates llenos de falacias. En ese afán por simplificarlo todo ahora resulta que me he convertido en defensora a ultranza de la docencia on line. Nada más lejos de mi intención. Pero el sambenito ya lo llevo. Y todo por demandar que ante situaciones excepcionales se actúe también con excepcionalidad, siempre que se pueda y no se ponga en riesgo el objetivo que perseguimos todos los docentes, que es impartir nuestra docencia con calidad, de manera que transmitamos el conocimiento a nuestros alumnos con las mejores metodologías y herramientas. Y es aquí, me repito, donde digo que tendríamos que haber hecho mucho más desde marzo hasta ahora para prepararnos para el escenario que, lo queramos o no, se nos avecina. Ya no habrá sorpresa. Ahora hay resistencia, y como la resistencia gira en torno a la presencialidad, pues resistiremos, aunque no tengamos apenas alumnos en el aula y la mayoría (a dos semanas del inicio del curso) nos sigan ya on line.

Toda esta energía que estamos gastando en la entelequia de la presencialidad segura deberíamos haberla empleado en organizar el escenario que era más previsible desde abril y no obcecarnos en lo que nos gustaría que fuera. El virus, desgraciadamente, no se ha ido, y tardará en irse. Así que después de haber invertido medios y esfuerzos en organizar la presencialidad segura, trabajo que probablemente había que hacer y que todos los docentes agradecemos, ahora me pregunto si habrá llegado el momento de poner en práctica soluciones para una docencia de calidad on line. Es sólo una pregunta retórica.

Comentarios { 0 }

La incertidumbre no se gestiona con giros de guión

Vivimos acosados por las noticias en torno a la pandemia. Desde el índice de contagios por 100.000 habitantes, al número de fallecidos, a las restricciones que ahora tienen su máximo exponente en el confinamiento perimetral, a Ayuso, Almeida y sus continuas declaraciones para echarse a temblar. Pero en esta sobreabundancia informativa, por paradójico que parezca, predomina la desinformación. Que genera incertidumbre que se añade al miedo. También al periodismo le está costando estar a la altura.

Y en toda esta vorágine que apenas nos deja respirar, las amenazas constantes a los cambios bruscos de guión son una realidad. Ahora se ha tomado como rehenes a los estudiantes. En una situación que heredamos del verano en que en muchas zonas había transmisión comunitaria, ahora parece que son los universitarios los que están provocando un aumento de contagios. Curiosamente, los datos no importan. O simplemente no existen. Pero hay que buscar un chivo expiatorio, y los estudiantes son presa fácil. Me preocupa toda la irresponsabilidad que hay tras estas noticias. Por centrarme en Salamanca, el ayuntamiento, sabedor del aporte de la Universidad a la economía de la ciudad, ha insistido en que se retomara la actividad presencial. Muy esclarecedora a todos los niveles, la entrevista al alcalde y a los dos rectores publicada el pasado domingo en el diario El País. El propio alcalde ha reconocido que las fiestas universitarias son difíciles de controlar. Pero al tiempo ayer la Consejera de Sanidad, ponía el foco en los estudiantes y en su irresponsabilidad en las fiestas, poniendo en riesgo a la población de Salamanca, avanzando ya el posible paso a la modalidad on line de la educación universitaria. En paralelo la Universidad publicita a los cuatro vientos expulsiones cautelares que en realidad son suspensiones por catorce días a los estudiantes irresponsables. Es una utilización tan espuria de la Universidad y de los universitarios por políticos y responsables que genera rabia y pena.

Porque no nos engañemos. Ya en abril sabíamos de este escenario. Entonces ya se planteaba que la actividad presencial no podría recuperarse, en el mejor de los casos, hasta el segundo cuatrimestre. Pero el giro de guión vino cuando lo económico se priorizó por encima de cualquier otro interés. Había que alquilar los pisos, había que traer los estudiantes a la ciudad para que en ella consumieran. Ahora que ya están aquí, con un problema de transmisión comunitaria que ellos no han creado, se empiezan a publicitar expulsiones que no son tales, por alguna fiesta que se estira hasta el infinito, y que probablemente tomen como excusa para decir que no se puede continuar con la actividad presencial/semipresencial. Si así fuera, el engaño a todos los niveles sería tan profundo que de alguna manera habría que exigir responsabilidad. Porque no todo vale.

Comentarios { 0 }

Si España no fuese España

Quizás la gestión de esta pandemia habría sido diferente. Puede que mejor. El Estado de las autonomías ha fracasado estrepitosamente: ni solidaridad ni corresponsabilidad. El Estado, de forma incomprensible, se ausentó durante los meses de verano, dejando al albur de las autonomías la gestión de esta pandemia que no entiende de territorios, aunque así se ha planteado desde la desescalada. Palabras aparte merece la Comunidad de Madrid, que ha tomado como rehén a sus ciudadanos para hacer oposición al gobierno de la nación, con un sobrepasado Casado, que a todas luces naufraga.

Habría que preguntar dónde han estado los científicos durante todo este tiempo; por qué no se les ha dado la palabra; por qué no se ha reunido hasta hace unos días, el comité de expertos que el gobierno decidió crear. Por qué no se adoptaron criterios uniformes y claros para todos desde el principio. Por qué hemos malgastado tanto tiempo cuando este tiempo puede salvar vidas.

El desastre va alcanzando cada vez cotas más preocupantes. La atención primaria sobrepasada, sin atender las necesidades reales de los ciudadanos. Personas que con enfermedades graves no son atendidas. Citas que se demoran sine die. No puede ser que hayamos llegado a esto. Bueno, sí puede ser. Porque el sistema que teníamos no era ni tan robusto ni tan eficaz como se vendía.

Habrá que replantearse muchas cosas. No parece que el sistema de salud fraccionado en autonomías, sólo sea apto para atender a las necesidades territoriales. Si las UCIs de una autonomía ya no tienen disponibilidad de camas, ¿no sería lógico derivar a esas personas a otras UCIs, aun de otra autonomía? Pregunto. Y qué pasa con las residencias de mayores. ¿Nadie va a decir nada al respecto? ¿No se va a asumir ninguna responsabilidad?

Si España no fuese España, habría habido dimisiones y los representantes políticos estarían todos a una trabajando por sacar lo mejor de lo que tenemos para superar esta crisis. Sé que muchos lo están haciendo, afortunadamente. Pero hay otros muchos que no, y esos son los que soliviantan.

Comentarios { 0 }

¿Hay alguien ahí?

De las distintas maneras que se podría escribir sobre la situación que vivimos, voy a elegir la de la perplejidad. Que va incrementándose conforme avanzan los días y asistimos incrédulos al sainete trágico al que nos están sometiendo nuestros representantes políticos, así llamados formalmente.

Cuando en marzo descubrimos que lo que se había estado vendiendo como una gripe no era tal, todos quisimos poner de nuestra parte para no arredrar a quien asumió, con buen criterio, el mando único de la situación y nos confinó para que pudiéramos hacer frente al desafío que teníamos delante. Pasaron los meses y vinieron las negociaciones de las prórrogas del estado de alarma y ya se empezó a ver ahí la pasta de la que están hechos nuestros políticos. De forma atropellada entramos en la denominada nueva normalidad, sin un balance de lo realizado, sin establecer criterios claros para la desescalada, nada de indicadores, cada cual salió disparado a recuperar la normalidad de antaño, pues la economía urgía y ya estábamos tardando. Aquí se manifestó de forma clara que el Estado de las autonomías estaba siendo una rémora para salir de la situación. Cada Comunidad, sola ante el peligro, comenzó a intentar frenar a la enfermedad de una manera. Recordaréis el tema del uso de las mascarillas, la prohibición de fumar… Algunas Comunidades, entre ellas Madrid, desde el principio minimizó el riesgo para la salud y primó los intereses económicos. No contrataron suficientes rastreadores, no se fortaleció la atención primaria… Entretanto, la vida seguía y lo prioritario era seguir con la normalidad aprendida, porque la nueva nadie ha querido enseñárnosla. Y así, el Estado desaparecido, sin dar muestras de vida hasta ya entrado septiembre, nos hemos situado al borde de nuevo del confinamiento. Y lo que es peor, sin ya estar seguros de nada. Si los políticos hubieran hecho los que los expertos les han dicho por activa y por pasiva, no estaríamos en esta situación. Llegados a este escenario, quizás, haya que empezar a hablar de responsabilidades judiciales. Ya que nadie quiere asumir el liderazgo de esta situación, y, por tanto, su responsabilidad, de motu proprio, que sean los jueces los que fijen responsabilidades, porque lo que no es de recibo es lo que estamos viendo. Sí, hay alguien ahí, pero no están los que deberían estar. A los hechos me remito.

Comentarios { 0 }

Curso on line “Derecho internacional de familia: cuestiones actuales y desafíos pendientes”

Hemos preparado un curso muy interesante. El Derecho Internacional Privado de familia explicado por cualificados docentes que conocen muy bien la materia. Enfoque práctico y la posibilidad de preguntar en directo a los profesores todas las dudas que se generen de los materiales que entregaremos. La matrícula está abierta hasta el 2 de octubre. El 5 comenzamos. Creo que va a ser una experiencia muy positiva. Así que os animo a matricularos.

PRESENTACIÓN Y OBJETIVOS: Los conflictos internacionales de familia son consecuencia del proceso de globalización acelerada que ha experimentado el mundo en los últimos años. A la complejidad que lleva implícita siempre una situación internacional, se unen en los casos de Derecho de familia, diversos factores que han propiciado que este campo del Derecho se haya convertido en un vivero de nuevas soluciones, en las que se intenta cohonestar las diferentes concepciones de justicia que concurren en cada caso, con el respeto a los derechos fundamentales de las personas implicadas. En este curso se expondrán los principales problemas que en cada institución de Derecho de familia han surgido y las respuestas legales y jurisprudenciales que se han ido dando al respecto.
.

DESTINATARIOS: El curso está dirigido a titulados universitarios interesados en el Derecho Internacional Privado de familia, tanto para aquellos que se acercan a él por primera vez, como para aquellos que quieran profundizar en algún aspecto en concreto. Especialmente dirigido a investigadores y doctorados que pretendan trabajar sobre esta temática. Además, por su enfoque práctico, puede resultar especialmente útil para abogados y operadores jurídicos.

 

METODOLOGÍA Carga lectiva: 40 h*
Clases online, divididas en 4 módulos
Test online Tutoría online Foro de dudas y discusión
MATRÍCULA Hasta 02/10/20 o fin de plazas.
Inicio de curso 05/10/20 Fin de curso 23/10/20
- Precio: 390 €
.
- TITULACIÓN: La correcta realización de las actividades propuestas conduce a la obtención del título del curso emitido por la Fundación General de la Universidad de Salamanca

* La docencia se imparte en modalidad online. El alumno dispondrá de acceso al campus online (en horario libre) mediante contraseña individualizada. La docencia está estructurada en 4 módulos, cada uno de los cuales tiene 3 temas consistentes en: una clase online obligatoria, lectura obligatoria del tema, tutoría online y examen tipo test sobre el contenido del texto principal con corrección automatizada y con retroalimentación. Cada tema incluirá lecturas opcionales y bibliografía recomendada.

PROGRAMA
MÓDULO 1: Introducción: Nociones generales del Derecho español de familia
Tema 1.- La protección de la familia en el Derecho español
Tema 2.- Matrimonio y relaciones de pareja
Tema 3.- Filiación y Derecho de sucesiones en las relaciones familiares

MÓDULO 2: Matrimonio y uniones no matrimoniales
Tema 4.- Celebración: consideraciones en torno a la poligamia, matrimonios de conveniencia y matrimonios entre personas del mismo sexo
Tema 5.- Regímenes económicos: Derecho comparado y normativa de la Unión Europea
Tema 6.- Crisis de parejas: especial referencia al repudio y divorcios religiosos y privados

MÓDULO 3: Filiación, protección internacional de menores, alimentos y sustracción internacional de menores
Tema 7.- Filiación: especial referencia a la adopción y a la gestación por sustitución. Tratamiento de las kafalas en el Derecho español
Tema 8.- Protección internacional de menores y reclamación de deudas alimenticias
Tema 9.- Sustracción internacional de menores: especial referencia a la mediación y a la reubicación internacional de familias

MÓDULO 4: Sucesiones internacionales
Tema 10.- La organización de la sucesión en un supuesto de carácter internacional: aspectos generales
Tema 11.- Competencia internacional de autoridades y Derecho aplicable
Tema 12.- Ejecución de resoluciones en materia de sucesión internacional. El certificado sucesorio europeo.

PROFESORADO
– DIRECTORA DEL CURSO / MÓDULO 3 = Antonia Durán Ayago, Profesora Titular de Derecho Internacional Privado de la Universidad de Salamanca
– MÓDULO 1 Carmen González León, Profesora Titular de Derecho Civil de la Universidad de Salamanca
– MÓDULO 2 Andrés Rodríguez Benot, Catedrático de Derecho Internacional Privado de la Universidad Pablo de Olavide
– MÓDULO 4 Javier Carrascosa González, Catedrático de Derecho Internacional Privado de la Universidad de Murcia
.
INFORMACIÓN Y CONTACTO
– Correo electrónico = fgu.online@usal.es

https://fundacion.usal.es/es/formacion-especializada/cursos-online/cursos-online-de-derecho/derecho-internacional-de-familia

Comentarios { 0 }

Primer día de colegio

Se levantaron temprano. Estaban expectantes. Un poco nerviosos, quizás. Este primer día de colegio no era como los demás. Habían pasado seis largos meses. No se imaginaban cuáles eran los cambios que iba a haber. Pero los había. Las filas diferenciadas para entrar por cinco puertas diferentes. No poder jugar con los amigos, que hasta hace seis meses eran compañeros de clase, porque habían subdividido los grupos. Mirarse sin poder tocarse. Mascarilla puesta todo el día. Toma de temperatura a la entrada. Lavado de manos constante. Gel hidroalcoholico. Y a pesar de todo, de todas las limitaciones, de todas las circunstancias añadidas que para los adultos nos hubieran desconcertado, ellos estaban felices. Ni una queja por la mascarilla. Ni por no poder jugar con sus amigos, antiguos compañeros. Ni una queja. Los niños nos dan una lección siempre. Hoy ha sido importante. Porque estoy completamente segura de que para ellos no ha sido fácil.

Comentarios { 0 }

Seminarios wiki intercampus: réditos de la experiencia pasada

En estos días todos los docentes estamos dándole vueltas a cómo finalmente podremos iniciar el curso. En este momento, no tenemos claro si es el escenario va a ser presencial, semipresencial u on line. Pero, con independencia de cómo finalmente podamos impartir el curso, hay actividades que se pueden ir construyendo ya sobre la experiencia del curso pasado. Una de las experiencias más importantes para mí ha sido comprobar que los límites que muchas veces ponía el espacio han desaparecido. Ahora que todos ya sabemos movernos en la docencia on line, podemos aprovechar las potencialidades que tiene para, por ejemplo, poder trabajar más allá del ámbito estricto de la Universidad a la que pertenecemos e incluso del estricto carácter universitario.

Desde hace años, en concreto desde 2008, en todos mis cursos de Derecho Internacional Privado realizo lo que yo he denominado “Seminarios wiki interactivos”. Al principio de curso planteo varios temas de actualidad relacionados con la disciplina para que los estudiantes elijan aquellos sobre los que les gustaría más trabajar. Sobre los elegidos se conforman grupos y se reparte el trabajo de investigación a partir de unos ítems que yo les proporciono. El resultado es un trabajo de investigación colectivo que finalmente tienen que exponer al final del curso ante todos los compañeros. Cuando he podido obtener financiación a través de los proyectos de innovación docente he podido traer a compañeros de otras Universidades expertos en el tema tratado para que pudiéramos interactuar todos. Esta última parte es la que considero que puede desarrollarse ahora a través de Webinars en los que los actores siguieran siendo los estudiantes y el profesor/a invitado, con la posibilidad de que a ese seminario puedan asistir además cualquier persona interesada, sean estudiantes de otros grupos, de otras Universidades, o incluso público ajeno a la Universidad. La forma concreta ya la utilizamos en los seminarios en abierto de la Clínica Jurídica de Acción Social https://www.youtube.com/channel/UCoC7dc7YyGV25fzBdtMoQJA. Con una cuenta de youtube y la aplicación jitsimeet se puede hacer. No es difícil. Si se quiere controlar el acceso basta con fijar un formulario de preinscripción, aunque en la sala sólo estarían los intervinientes. Las preguntas pueden llegar por el propio chat de youtube.

Es una iniciativa sencilla que puede ser muy beneficiosa. Para los estudiantes porque van a encontrar una forma adicional de motivación al trabajar sabiendo que el resultado de su trabajo va a ser compartido más allá de las aulas; para el público interesado en el tema que van a tener un canal de acceso a lo que en la Universidad hacemos (transferencia del conocimiento); para el propio profesorado que puede tener la posibilidad de compartir un espacio con compañeros de otras Universidades. Una posibilidad ya más complicada pero que también puede valorarse es implicar a estudiantes de distintas Universidades en el momento de realizar el trabajo de investigación. Esto soy consciente de que es más complicado, pero no imposible.  Todo depende de que esté correctamente enfocado y organizado.

En estos tiempos duros y raros, habrá que hacer de la necesidad virtud. Vamos.

P.S.: Esta iniciativa se puede plantear en cualquier disciplina

Comentarios { 0 }

En este verano raro

Nada ha sido normal. Tampoco lo serán los días que están por venir. Pero habrá que volver a reinventarse y poner energía y ganas de hacer bien la tarea que tenemos por delante, que va a ser mayúscula.

Este verano he aprovechado el convenio que ha firmado la Universidad de Salamanca con el diario The Conversation para escribir algunos artículos sobre los temas en que he trabajado últimamente. Ha sido una experiencia interesante, que me ha servido para comprobar en primera persona cómo funcionan las redes sociales. El conocimiento, en líneas generales, no se valora. Es la opinión la que marca tendencia. Así es difícil avanzar, pese a lo cual, reivindico la necesidad de llevar los conocimientos a la sociedad, y seguiré utilizando este magnífico espacio para seguir interactuando. Se avecinan tiempos difíciles en los que la intransigencia pretenderá ir ganando terreno. Ante ello tendremos que posicionarnos firmes.

También he comenzado a preparar el curso on line Derecho internacional de familia: cuestiones actuales y desafíos pendientes que recomiendo vivamente y en el que tengo la suerte de compartir espacio docente con compañeros de la talla de Javier Carrascoca, Carmen González y Andrés Rodríguez Benot. Será una oportunidad magnífica para interactuar con quienes se matriculen en las cuestiones que en estos momentos están presentes en el escenario práctico jurídico.

Muchas ganas de comenzar el curso de Derecho internacional privado, que espero que se pueda impartir de la manera menos gravosa para los estudiantes. Ganas de retomar la actividad de la Clínica Jurídica de Acción Social y ganas de recuperar cierta normalidad para poder escribir y desarrollar ideas en las que este verano no he podido avanzar demasiado.

Así que me voy despidiendo del verano, esperando que los días que llegan todos sepamos gestionarlos con acierto.

Comentarios { 0 }

COVID-19 y Estado de las autonomías

Ayer, finalmente, el Estado y las Comunidades Autónomas adoptaron medidas comunes para frenar o mitigar la segunda oleada de contagios. Me pregunto por qué no siguieron trabajando juntas desde que se comenzó a implementar la denominada nueva normalidad, a finales de junio. Durante los meses de confinamiento, el Estado se sirvió del estado de alarma para poder llevarlo a cabo y asumir el mando único en Sanidad. Algunas Comunidades cuestionaron este hecho y demandaron tener competencias plenas para la gestión de la pandemia. España es un Estado complejo administrativa y políticamente hablando. Las competencias en Sanidad son de las Comunidades Autónomas, pero en una emergencia sanitaria como la que estamos viviendo el Estado debería ejercer, como lo hizo ayer, una labor de coordinación con mayor intensidad para no derivar en el caos. Que es en el que hemos estado durante mes y medio, tiempo muy importante, para controlar la propagación del virus, según indican todos los expertos. No tiene sentido que cada Comunidad haga la guerra por su lado. Que una diga que es necesario el uso obligatorio de mascarillas y otra se lo cuestione hasta pasar semanas sin exigirlo, como ha hecho Madrid. Que una diga que es necesario prohibir fumar en las calles y otras digan que necesitan informes técnicos, como Andalucía o Extremadura hasta anteayer. Que una aplique un sistema de rastreo intenso como Aragón y que otra deje pasar los días con apenas 400 rastreadores, cuando se aconsejaban, por ratio de población, más de 1000, como Madrid.

A todo esto se une la desinformación que estamos viviendo. Muchas ruedas de prensa, pero al final, resulta que en el extranjero se sabía antes que aquí que ya estábamos sufriendo la segunda oleada. Sí, ya sé, el turismo, lo económico que ha marcado el ritmo del verano. Una pena todo. Una pena que no hayamos aprendido nada de la dureza de lo que hemos vivido.

En marzo no teníamos experiencia, ahora no tenemos perdón. Los sanitarios están agotados. Habrá que ver cómo cada Comunidad ha gestionado el refuerzo de sus plantillas, y contar con EPIs suficientes. ¿Nos volverá a pasar lo mismo que en abril? No soy optimista. No puedo serlo con lo que estamos viviendo. Todo se asemeja a lo que vivimos la vez pasada. Simón negando la importancia de los datos, para que al día siguiente se reconozca la gravedad, de ahí a volver a una situación difícil de limitación de movimientos y de actividad hay un paso.

Y la educación. En mayo ya muchos decíamos que había que prepararse para lo peor por si la presencialidad no era posible. Pues bien, ahí están los datos. En junio todos apostaron por la presencialidad. En la Universidad, el escenario de la presencialidad segura se vendía como la panacea, como si hubiera alguien que no la deseara. Primó el componente económico, sobre el sanitario. Ojalá en estos meses todo cambie y el virus desaparezca por arte de magia como algunos responsables decían que pasaría, asegurando que era un virus estacional. Pero si no es así, habrá que exigir responsabilidades cuando se apuesta por el riesgo antes que por la salud. Los planes de contingencia deberían ser muy explícitos para todas las etapas educativas. El Estado y las Comunidades Autónomas deberían estar ya trabajando para aportar seguridad, y hacerlo de forma coordinada, porque tampoco cuesta tanto. El curso comienza en menos de un mes en la educación básica. No es para estar de vacaciones. Y ojo, aquí no vale lavarse las manos dejando libertad a los centros. Aquí son necesarias pautas que vengan aconsejadas por los expertos médicos, que no sé en qué momento se les está dando audiencia y, por otro lado, con los profesores. Porque en este escenario complejo o nos ponemos todo a una a luchar contra esto o será el caos.

Comentarios { 0 }

La responsabilidad social de la Universidad: más allá de los ODS

La responsabilidad social (en adelante, RS) va ganando terreno poco a poco en las estructuras de gobierno de las Universidades más prestigiosas de nuestro país. Aquellas que se han dado cuenta antes que otras que en esta misión de la Universidad está el verdadero futuro y me atrevería a decir que la propia supervivencia de nuestros campus. Los Objetivos de Desarrollo Sostenible pueden ser una palanca que apuntale o precipite este cambio de perspectiva, aunque hay que tener en cuenta que la RS estaba entre las misiones de la Universidad antes de la Agenda 2030, y ésta puede servir para vehicularla, pero sólo si se hace desde el convencimiento de su transversalidad.

En realidad, la RS es una manera de ser y de estar en la sociedad; basada en principios éticos que apuntalen el buen gobierno y hagan de la transparencia bien entendida una seña de identidad. La RS debe impregnar la gestión, la docencia y la investigación. En la gestión es fundamental prestar atención al clima laboral, promover la interactuación de los diferentes servicios rompiendo con la estanqueidad entre ellos, promover una participación real en las decisiones de gobierno, buscar la eficiencia económica y social, potenciando la compra ética y el control de la calidad de proveedores, entre otros. En la docencia, apostando por una formación activa del alumnado, potenciando contenidos transversales que redunden en el desarrollo del concepto de ciudadanía comprometida socialmente. Y en la investigación promoviendo la transferencia del conocimiento, aportando valor social a los trabajos que en la Universidad se desarrollan. Si a todo esto le damos el valor añadido de contribuir al desarrollo de los ODS, estaremos maximizando todos los esfuerzos. Pero ojo, no caigamos en el error en que caen muchas empresas de utilizar la RS como campaña publicitaria tras lo que si rascas no hay más que hueso. La RS es mucho más. Hay que creerse de verdad lo que como Universidad podemos ser para realmente ser.

Comentarios { 0 }
Política de privacidad