Judit G.F
Profesora de Educación Secundaria - Física y Química
 

La energía eólica

Después de haber visto cómo se produce la energía eléctrica, podemos comenzar a profundizar en el funcionamiento de las energías eolicarenovables. Quizás la más conocida sea la energía eólica. Ésta aprovecha el movimiento del viento para generar energía eléctrica. En la entrada anterior (la energía eléctrica), decíamos que la energía ni se crea ni se destruye, sólo se transforma de unas formas en otras. En un sistema de energía eólica, la energía cinética (energía asociada al movimiento) del viento, hace que los álabes del “molino” giren. Este movimiento se transmite a un generador eléctrico, como el presentado en la simulación “generador eléctrico“, pero a gran escala. Así, estamos obteniendo electricidad de una forma limpia y renovable.

Este tipo de energía se utiliza desde la antigüedad, y quizás el ejemplo más representativo son los molinos “gigantes” a los que se enfrentó Don Quijote, situados en Castilla-La Mancha. Estos molinos empleaban la fuerza del viento para moler el trigo.

Consuegra-Campo_de_Criptana-Mota_del_Cuervo-Viajes_428219728_134313419_1024x576

Hoy en día las necesidades de la sociedad han evolucionado, y más alla de la harina, necesitamos electricidad. Utilizando el mismo principio, se diseñan los molinos eólicos que podemos ver frecuentemente en las laderas de los montes. A continuación os dejo una imagen interactiva en Genially para que indagéis un poco más sobre esta tecnología: Molino eólico.

Como curiosidad, decir que la palabra “eólica” proviene de la mitología griega, donde Eolo era el dios del viento.

Quizás nunca te hayas hecho esta pregunta, pero, ¿sábes cómo se genera el viento? El viento es un fenómeno meteorológico que se produce por el movimiento de grandes masas de aire de unas regiones a otras, en las que existe una diferencia de presión atmosférica. Y…vieno_como_se_genera¿por qué se produce esa diferencia de presiones?. En general, se debe a las distintas temperaturas de las masas de aire mencionadas. Y una última pregunta, ¿como adquiere el aire distintas temperaturas? Pues nada menos que a través del Sol. Efectivamente, la energía eólica es una consecuencia indirecta de la energía que nos proporciona el Sol. Para demostrártelo, abajo tienes un vídeo con un experimento muy visual, en el que te explico cómo el calor que recibimos del Sol, genera corrientes de aire, y por lo tanto, el viento que propulsa los molinos eólicos. (¡OJO!, El experimento debe ser realizado con ayuda de un adulto)

 

Política de privacidad