Campus diverso
Blog de recursos interdisciplinares para una universidad no heteronormativa
 

Una novela autobiográfica sobre el acoso homofóbico en la Francia rural.

Louis, Édouard: Para acabar con Eddy Bellegueule. Barcelona: Salamandra, 2015. 192 p. ISBN 978-84-9838-648-6.

 

Salí corriendo de repente. Sólo me dio tiempo a oír a mi madre, que decía Pero ¿qué hace ese idiota? No quería estar con ellos, me negaba a compartir con ellos ese momento. Yo estaba ya lejos, había dejado de pertenecer a su mundo, la carta lo decía. Salí al campo y estuve andando gran parte de la noche: el ambiente fresco del norte, los caminos de tierra, el olor de la colza, muy intenso en esa época del año. Dediqué toda la noche a elaborar mi nueva vida, lejos de allí.

«La verdad es que la rebelión contra mis padres, contra la pobreza, contra mi clase social, su racismo, su violencia, sus atavismos, fue algo secundario. Porque, antes de que me alzara contra el mundo de mi infancia, el mundo de mi infancia se había alzado contra mí. Para mi familia y los demás, me había convertido en una fuente de vergüenza, incluso de repulsión. No tuve otra opción que la huida. Este libro es un intento de comprenderla.» Édouard Louis

 

Para acabar con Eddy Bellegueule ha constituido en Francia uno de los fenómenos editoriales de la temporada. Escrita en clave autoficcional, Édouard Louis -el verdadero Eddy Bellegueule: se cambió el nombre-, de tan solo 21 años, cuenta la infancia de un niño diferente en un pueblo marcado por la violencia, el racismo y la homofobia.

El protagonista es un joven delicado, cuyos modales afeminados provocan la burla y el escarnio de los chavales en una pequeña ciudad de la Picardía, en el norte del país, una localidad pobre y rural, con un 13% de paro y en la que en las últimas elecciones el Frente Nacional de Marine Le Pen obtuvo 46,4% de los votos.

Criado en una familia con un padre alcohólico en paro y una madre obligada a trabajar para mantener a sus hijos, Louis cuenta que durante toda su infancia hubo de enfrentarse al hecho de ser “el marica” de la escuela. Y ya desde las primeras páginas queda patente el mundo de insultos, vejaciones y acoso generalizado en que vivió. “De mi infancia no me queda ningún recuerdo feliz”, dice en la primera línea.

El autor huye del sensacionalismo o el melodrama, pero ni un solo párrafo del libro te deja indiferente. La obra ha sido un éxito en Francia y está animando a jóvenes de todo el mundo a exponer vivencias parecidas.  En unas declaraciones publicadas en El País cuenta:

El rechazo que yo sentía por ser diferente era tan poderoso que condicionaba toda mi visión del mundo. Pero de lo que me interesa hablar es de la violencia, porque cuando llegamos a este mundo se nos etiqueta: eres marica, negro, judío, árabe, mujer, provinciano… Me parece que todos nos hemos constituido en esa dominación a veces invisible que nos conforma como personas.”
Con 16 años al final optó por huir y tomar una nueva identidad, la de Edouard Louis “Huir es reinventarse de otra forma“. Su familia y sus vecinos no han aceptado para nada la publicación de este libro.

, , , , ,

Política de privacidad