Edu Martín Rodríguez
Mi blog personal - Estudiante del MUPES
 

Miércoles 4 de diciembre: !la próxima vez que escuche “paisaje de aprendizaje” me pondré a temblar!

El pasado miércoles 4 de diciembre tuvimos una charla sobre los “paisajes de aprendizaje” como nueva herramienta metodológica en las clases de Educación Secundaria. Estos paisajes, cuyo diseño es de extremada complejidad a la par que crítico, buscan conjugar el modelo de las inteligencias múltiples de Gardner con la taxonomía de Bloom al tiempo que se sigue un elemento narrativo estimulante para el alumno y se aprovechan las ventajas que pueden tener los juegos para un mejor aprendizaje. Sólo de escribirlo me pongo a sudar y me entran los sofocos.

Pero al margen de todo ello he de decir que la clase estaba extraordinariamente diseñada: en primer lugar experimentábamos en primera persona lo que era un paisaje de aprendizaje para posteriormente pasar a diseñar uno. De alguna forma de esa manera también se estaba haciendo un paisaje de aprendizaje en sí mismo pues todo el proceso aunaba los diferentes procesos de la taxonomía de Bloom (evaluar, reproducir, crear, etc.) al tiempo que se desarrollaban las 8 inteligencias del modelo de inteligencias múltiples de Gardner.

Pasando a describir lo que aprendí en esta sesión, he de decir que la encontré de extremada utilidad para darme cuenta de lo que no quiero hacer en el aula si algún día soy docente. Yo mismo, que realicé el paisaje en primera persona, comprendí la gran cantidad de desventajas y peligros que esta herramienta tiene; desventajas que él que me lea ya habrá podido deducir de entradas anteriores. Un buen paisaje de aprendizaje requiere ser elaborado poco menos que por un cirujano, pues según yo mismo lo iba haciendo me iba dando cuenta de su extremada complejidad y de sus riesgos. A mayores, cuando fui partícipe del paisaje he de decir que aprendí bastante poco y que prefiero en mayor medida la clase expositiva tradicional pues lo que pude aprender en una hora se hubiera conseguido con una charla expositiva de 5 minutos. Naturalmente, soy consciente de que este tipo de paisajes no son recursos que deban aplicarse a personas de mi edad sino que están más bien destinados a alumnos jóvenes, quizá de Primaria más que de Secundaria. Me gustaría experimentar desde fuera la puesta en práctica de un paisaje de aprendizaje en un aula convencional de 3ºESO, por ejemplo.

Olvidándome un poco de los paisajes de aprendizaje, aprendí y me resultó de elevadísimo interés el modelo de inteligencias múltiples. Considero que muchas veces en las aulas de secundaria uno se limita a desarrollar un par de inteligencias (matemática y lingüística) olvidándonos de otras de igual relevancia. Gran utilidad encontré también a la tarea final, que adjunto debajo, en la que afianzábamos aprendizajes a través de una autoreflexión de aquellas cosas que nos habían resultado más interesantes o que no nos habían interesado. Opino, al igual que el director de la charla, que es ahí donde está el aprendizaje.

Metacognify como forma de afianzar el aprendizaje

Metacognify como forma de afianzar el aprendizaje

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario


*

Política de privacidad