Biblioteca
Facultad de Ciencias Agrarias y Ambientales
 

¿Cómo se calculan las emisiones de carbono de un evento?

¿Cómo se calculan las emisiones de carbono de un evento?

Cada vez más eventos multitudinarios, como ferias, congresos o conciertos, calculan su huella de carbono y, en algunos casos, la compensan con proyectos ambientales que absorban los gases contaminantes. Sin ir más lejos, los conciertos organizados del Día de la Música, que quieren ser neutros en carbono. Pero, ¿cómo se hace este complicado cálculo?

Neutro en carbono significa que las emisiones de dióxido de carbono (CO2) asociadas a un evento tienen un balance final igual a cero. En la mayoría de las ocasiones, se compensan las emisiones que no se han podido evitar. Lo primero que hay que hacer es analizar las fuentes que originan esos gases de efecto invernadero. Después, se diseña un plan de minimización de impacto ambiental y se cuantifican las emisiones de CO2 que no han podido ser evitadas. Por fin, éstas se compensan mediante la adquisición de créditos de carbono.

Ése es, al menos, el sistema que se usará en el Día de la Música para que logre un balance final igual a cero. El proceso está auditado y verificado por el Área de Gobierno y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid.

Para saber cuánto se emite, se contabilizan tanto las emisiones directas de alcance 1 como las emisiones indirectas de alcance 2 y 3. Después, se detectan las fuentes de emisión de gases contaminantes asociadas al montaje, desmontaje y celebración del festival. Para el Día de la Música 2012, se va a calcular el CO2 generado a la atmósfera por las siguientes fuentes de emisión:

      - Transporte de materiales y equipos
      - Traslado de personas
      - Generación de residuos
      - Consumo de combustible de maquinaria
      - Consumo de electricidad del edificio y de los equipos electrógenos
      - Consumo de papelería y material publicitario

Se recogen, para ello, datos de proveedores, trabajadores, organizadores y artistas que acuden al festival. Se hace a través de distintas vías: por teléfono y por escrito, a través de correos electrónicos, junto con un cuestionario. Tras la celebración del evento, se recogen datos como los consumos eléctricos o los residuos generados.

El Día de la Música hará la contabilización y auditoría de las emisiones a través de Madrid Compensa, una iniciativa del Área de Gobierno de Medio ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid con la que se plantan árboles en la ciudad de Madrid, en proyectos de reforestación en la ribera del Manzanares, aguas arriba del Puente de los Franceses, Casa de Campo y zonas forestales del Ensanche de Vallecas, lugares de alto valor ecológico.

Una vez compensadas las emisiones, el Ayuntamiento de Madrid emitirá al Día de la Música un informe con el número de toneladas de CO2 generadas y le otorgará el Título de Compensación de Emisión de Gases de Efecto Invernadero.

margope
Se han bloqueado los comentarios.